Estados y alcaldías opositoras: lugares predilectos para la violencia

Tomado de MISION VERDAD

Los focos de violencia se destacan por estar ubicados en municipios que son gobernados por partidos de oposición. En la mayoría de los casos, las autoridades de estas entidades avalan directamente a los grupos violentos que comandan hechos de violencia o se desmarcan interesadamente para no asumir costos políticos.

 

Baruta, Chacao y Sucre como muestras del estado Miranda

En el último mes, gran parte de los hechos de violencia han ocurrido en estos tres municipios de Caracas gobernados por Gerardo Blyde, Ramón Muchacho y Carlos Ocariz, de Primero Justicia, respectivamente. Todos políticos del partido de Henrique Capriles Radonski, a cargo de estos municipios como gobernador del estado.

En estas zonas de Caracas es donde se han visto, por ejemplo, el uso de armas de fuego por parte de manifestantes, el linchamiento de policías, incendio de ambulancias, ataque a sedes públicas como la Dirección de la Magistratura del Tribunal Supremo de Justicia y el lamentable asesinato de dos jóvenes estudiantes como Juan Pernalete y Armando Cañizales, ambos casos donde se presume que fueron asesinados por grupos violentos antigubernamentales.

Tal ha sido la permisividad de estas autoridades que hasta el propio alcalde de Chacao, Ramón Muchacho, se dejó filmar cerca de los encapuchados, cuyo único fin es generar hechos de violencia contra las fuerzas de seguridad de Venezuela para la puesta en escena de imágenes que deslegitimen al Gobierno Bolivariano en el exterior.

Irribarren, Palavecino y el estado Lara

De la misma forma este modus operandi se repite en el estado Lara gobernado por Henri Falcón, del partido opositor Avanzada Progresista. El mismo partido que gobierna en los municipios Iribarren y Palavecino (Cabudare) por parte de Alfredo Ramos y José Barrera, respectivamente.

Ambos municipios han sido protagonistas de recientes hechos de violencia como el incendio de camiones de Mercal y una sede de Misión Nevado, junto al frecuente asedio a instalaciones públicas. Llegando a situaciones límites como la que ocurrió este martes cuando un grupo de encapuchados secuestró una gandola de combustibles bajo la amenaza de que la encenderían (como efectivamente lo hicieron) en caso de no liberarse a 141 de sus “compañeros”.

Hechos que ocurrieron con la complicidad del gobernador del estado, Henri Falcón, quien los trató como si fueran manifestantes pacíficos que realizaban un legítimo reclamo al Estado. El formato de negociar ante los medios de comunicación es una práctica habitual entre los grupos terroristas (creados y financiados por EEUU) como Al-Qaeda y el Estado Islámico.

La complicidad pasiva y activa de la autoridad política de estas zonas, por otro lado, ha alcanzando niveles tal que hasta los propios camiones del municipio Iribarren de Alfredo Ramos han sido los encargados de descargar basura para facilitar la colocación de barricadas.

Nauganagua y San Diego del estado Carabobo

Ambos municipios son gobernados por Alejandro Feo La Cruz y Rosa Brandioso de Scarano del partido Voluntad Popular. A diferencia de los dos estados antes nombrados, Carabobo es gobernado por Francisco Ameliach del Partido Socialista Unido de Venezuela, quien frecuentemente ha denunciado los hechos de violencia protagonizados en estos dos municipios.

Nauganagua y San Diego, sin embargo, han sido los municipios con mayor violencia registrada con muertes de manifestantes y policías en choques, en los que los primero han usado armas de fuego para atacar reiteradas veces casillas de las fuerzas de seguridad. Entre los lamentables asesinatos destacan los del estudiante Hecder Lugo, en circunstancias aún no aclaradas, y el Policarabobo Gerardo Barrera, por un disparo en la ingle en medio de una protesta. Ambos casos se encuentran actualmente en investigaciones.

Estos hechos violentos en ambos municipios de la ciudad de Valencia han recrudecido en los últimos días. A tal punto que este jueves, bandas armadas fueron las encargadas de dirigir el saqueo a más de 90 comercios de los dos municipios, obligando a las autoridades a aplicar un plan especial para restituir el orden público en estas zonas.

Otras alcaldías y antecedentes

En la lista de municipios con focos de violencia también destacan San Cristóbal, estado Táchira; Libertador, estado Mérida; y Los Salías, estado Miranda. El primero gobernado por Patricia Ceballos del partido opositor Voluntad Popular, y los dos últimos por Carlos García y José Fernández de Primero Justicia.

Ambas fuerzas políticas implicadas en las protestas violentas auspiciadas en el exterior por el secretario general de la OEA, Luis Almagro, y altos funcionarios de la administración Trump como su vicepresidente Mike Pence y su presidente del Consejo de Seguridad Nacional, H.R. McMaster, con quienes el máximo representante de la Asamblea Nacional en desacato, Julio Borges, ha tenido sendas reuniones en su paso por la Casa Blanca.

Para nada asombra la actuación de estos dos partidos, junto a Avanzada Progresista, Acción Democrática y Alianza Bravo Pueblo, debido a que han sido protagonistas del fallido intento insurreccional de 2014 denominado “La Salida”, y también de los saqueos sucedidos en 2016 durante el primer pedido de aplicación de Carta Democrática por parte de Almagro.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s