Desconfianza en relaciones de pareja: celulares y redes sociales

Escrito por  María Elena Balán Sainz, ACN | CUBASI
Constituye un hecho muy recurrente en estos tiempos, cuando la telefonía móvil y las redes sociales permiten acceder a aplicaciones (App), chatear, enviar mensajes de voz y hasta videollamadas, que en muchas parejas surja desconfianza o recelo.
Tal conducta denota falta de confianza y de estabilidad en las relaciones sentimentales, aunque en ocasiones están en lo cierto, pues entusiasmados por las posibilidades que ofrecen esos medios inician coqueteos y romances virtuales.

Los celos y la desconfianza conducen a dudar del tiempo que dedica a estar con el móvil, la premura que tiene en ver el mensaje, la manera en que habla bajito para no que no le escuchen, o la disculpa recurrente y tan manida de que era una llamada equivocada si le preguntan quién llamó.

Todo eso ofrece indicios de que algo se quiere ocultar, y aunque no se tenga un coqueteo virtual y solamente sean amistades con las que gustan intercambiar opiniones, pasar un rato charlando, estarán dando motivos para que surjan suspicacias si se muestran nerviosos y cierran bruscamente la computadora o apagan el celular.

Ya que el tema del flirteo online ha traído tantas controversias de parejas, esto ha conllevado a que se hagan encuestas entre quienes visitan sitios de cita online, o entre aquellos que han comenzado un coqueteo a través de Facebook, Whatasapp u otra App, pues con las nuevas tecnologías también han proliferado nuevas maneras de conquistas amorosas.

Un porcentaje ha dicho que solo se queda en lo virtual ese tonteo, que  es puro entretenimiento, mientras otro número menor ha manifestado interés en pasar de lo vivido en la pantalla de la computadora o del móvil a la vida real.

De acuerdo con casos analizados en que se comienza a indagar y se encuentran posibles señales de que existe un romance virtual o se interpretan erróneamente los mensajes, emociones o videollamadas, hay discusión y se plantea probablemente acabar con la relación, por lo cual habrá que asumir una actitud de calma y espera, dejando pasar esos momentos.

Lo que suceda de manera definitiva va a depender de cómo sea la persona que por el fisgoneo se cree engañada, de su personalidad y carácter, por eso un caso no será igual que el otro.

Habrá quien decida terminar, pero también otras perdonarán si les prometen que no volverá a incursionar en ese desliz, y tras unos días o semanas, se restablecerá sanamente la relación de pareja.

Si deseas cuidar tu relación, no te sientas tentado por el uso de las redes, de las App para coquetear, del móvil para enviar mensajes comprometedores, y si acaso incurres en esa tentación deberás ser muy discreto.

Pero si te resulta irresistible transgredir, analiza lo que está incidiendo en que la convivencia con tu pareja se haya ido resquebrajando y se necesite de esos estímulos virtuales para compensar vacíos afectivos.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s