Fútbol – México: ¡A ganar!

Tomado de PERMANENCIAS VOLUNTARIAS

“Jugar como nunca y perder como siempre” queda fuera del vocabulario del entrenador, que obviamente tiene dos cuestionamientos importantes: Ganar y jugar bonito o solo jugar bien y efectivo.

En el 2005, en la misma instancia, Alemania dio cuenta de una selección Lavolpista que lució, pero que no le alcanzó para darle la vuelta a un marcador adverso que ha sido el común denominador de está Copa Confederaciones, antesala de Rusia 2018.

Osorio devolvió la paz a la selección, que actualmente camina sin dificultad rumbo al Mundial de Rusia 2018, caso opuesto a lo vivido en el Hexagonal Final rumbo al Mundial de 2014, cuando se tuvo que jugar un repechaje ante Nueva Zelanda para conseguir el boleto de última hora rumbo a Brasil. El estratega nacional presume una efectividad del 80.2% en el banquillo tricolor, pero a su vez, carga con la cruz de haber protagonizado la peor derrota en la historia reciente del equipo verde, tras el 7-0 que le propinó Chile en la Copa América Centenario.

Están dando resultados, pero a Osorio se le ha criticado mucho. A mí no me gusta el tema de las formas, se le criticó la goleada de 0-7 contra Chile en Copa América pero más allá de eso ha hecho un excelente trabajo, casi perfecto. Su récord de victorias en tan poco tiempo es envidiable”, dice el exfutbolista Claudio Suárez.

Pero a pesar de los resultados, Osorio no termina de convencer a una afición azteca que ve en el algo que aún no le cuadra. Fernando Schwartz, una de las voces más representativas del periodismo deportivo en México apunto:

Río como Osorio, ganó en San Salvador y en Columbus. Rompiendo muros y aún hay inconforme. Toda la vida la selección es un polvorín, criticamos como nunca y seguimos siempre tras la cabeza del DT”

El no tener una alineación base es la principal crítica al director técnico, pues sus constantes rotaciones evidencian la poca sincronía que genera el que sus futbolistas no estén acostumbrados a jugar juntos, situación que quedó al desnudo en el partido ante Nueva Zelanda, cuando ocho variantes respecto al primer juego de la Confederaciones ante Portugal, desestabilizaron al equipo.

Osorio ha querido buscar donde nadie lo ha hecho. Las selecciones más dominantes de la historia lo hacen con un sistema y nombres propios definidos, su México no tiene un XI base, ni un esquema fijo. Se ha valido de la calidad de sus futbolistas para obtener, eso sí, grandes resultados”, desmenuza Jorge Briones, periodista del diario deportivo ESTO.

México ahora tiene un problema: Ganar o ganar o simplemente gustar y seguir en el olvido, como siempre.

¿Usted qué opina?

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s