Fuerzas policiales imponen nueva noche de represión en Bogotá

Fuerzas policiales imponen nueva noche de represión en Bogotá

La capital de Colombia, Bogotá, protagonizó otra noche de represión por parte del Escuadrón Móvil Antidisturbios (Esmad) contra manifestantes en la plaza portal de las Américas de Bogotá. Sigue leyendo

Convocan en #Europa semana mundial contra #bloqueo a #Cuba

Convocan en Europa semana mundial contra bloqueo a Cuba

El canal Europa por Cuba precisó que la nueva movilización mundial convocada contra el bloqueo estadounidense a la isla incluirá una semana de acciones en las redes sociales y una jornada de manifestaciones el 12 de junio. Sigue leyendo

Cabello: Para la derecha las manifestaciones y la violencia son un negocio

La convocatoria a manifestaciones, protestas y acciones violentas se convirtieron para sectores de la derecha venezolana un negocio, enfatizó este martes el primer vicepresidente del Partido Socialista Unido de Venezuela (PSUV), Diosdado Cabello.

«Convirtieron (dirigentes opositores) la protesta en un negocio. No han podido aclarar lo de la ayuda humanitaria (…) Los hechos de corrupción son enormes. La violencia es un negocio para Guaidó, es quien administra la plata y la distribuye entre sus cercanos por eso la división entre ellos», expresó Cabello desde la Plaza Morelos de Caracas, donde se lleva cabo la movilización hasta el Palacio Federal en defensa a la Asamblea Nacional Constituyente.

Sigue leyendo

Masivas manifestaciones en EE.UU. a favor del juicio político a Trump

Las marchas se llevaron a cabo en la víspera de que la Cámara de Representantes de Estados Unidos (EE.UU.) realice una votación sobre el impeachment contra Trump.

Las manifestaciones ocurrieron en ciudades de 48 de los 50 estados norteamericanos, informó en su cuenta de la red social de Twitter MoveOn, una de las cerca de 50 organizaciones de la coalición Nadie está por encima de la ley, que convocó la iniciativa. Sigue leyendo

Pueblo chileno espera respuestas del gobierno a demandas sociales

joio[1].jpg

Bajo una fuerte represión, las manifestaciones continúan en Chile a un mes de iniciarse el estallido social en reclamo de mejoras sociales que solo reciben tibias respuestas del gobierno para apaciguar el malestar popular.

Desde que se produjo el estallido social el 18 de octubre, el país ha vivido innumerables sucesos, con protestas sociales casi constantes, la declaración del estado de excepción, toques de queda, desmanes, violaciones de los derechos humanos por las fuerzas policiales y el ejército.

Para apaciguar el malestar social el presidente Sebastián Piñera presentó una agenda social con tibias medidas que hasta ahora no pasan de los anuncios o se quedan muy por debajo de las expectativas de la población, que reclama cambios radicales para el país.

Uno de esas exigencias es la convocatoria a una Asamblea Constituyente y plebiscito que abran el camino a la redacción de una nueva constitución.

Obligados por la fuerte presión social, la coalición de partidos de derecha y algunos de la oposición alcanzaron el viernes último un acuerdo para una nueva Constitución, que significa un paso de avance, pero con limitaciones que no satisfacen a la voz de la calle.

Los detractores de esa iniciativa advierten que el acuerdo fue construido por diputados y políticos de escasa credibilidad sin contar con la opinión del movimiento social, y el mantenimiento de un sistema de votación de dos tercios para lograr acuerdos, que podría obstaculizar los cambios de mayor envergadura.

En consecuencia, Unidad Social, el movimiento que encabeza las protestas populares, así como sindicatos, gremios profesionales y organizaciones estudiantiles y sociales, llamaron a continuar las movilizaciones en las calles para reclamar que el gobierno cumpla con sus demandas.

Las protestas sociales han estado marcadas por la fuerte represión de militares y carabineros contra manifestaciones pacíficas, que ha sido denunciada por entidades nacionales y personalidades internacionales como violaciones flagrantes de los derechos humanos, críticas que el gobierno ha pretendido minimizar.

Sin embargo, las cifras dicen lo contrario: 25 fallecidos, varios de ellos por responsabilidad directa de los uniformados, más de 2 300 heridos (solo en los hospitales que la Comisión Nacional de Derechos Humanos pudo visitar), y de ellos alrededor de 230 con graves lesiones oculares por perdigones, balas de goma y bombas lacrimógenas.

También el INDH reportó más de 6 300 detenidos, incluyendo cientos de niños y adolescentes, y son cientos las denuncias y querellas judiciales por detenciones arbitrarias, torturas y violaciones sexuales.

La crisis política y social que vive Chile mella profundamente la credibilidad del presidente Sebastián Piñera, que apenas tiene 13 por ciento de respaldo a su gestión mientras que casi el 80 por ciento de los chilenos lo rechaza.

Tampoco se salva de la mala valoración su gabinete, a pesar de que el mandatario hizo cambios en ocho ministerios el 28 de octubre, lo que incluyó como elemento más significativo la salida del muy cuestionado ministro del Interior, Andrés Chadwick, y otros miembros del denominado «núcleo duro», remplazados por caras jóvenes. Pero aún así la medida, también provocada por la conmoción social, fue calificada por la gran mayoría como un simple maquillaje que no fue más allá de un cambio de rostros para intentar mantener las mismas políticas.

Un mes después del estallido social detonado por un aumento de los pasajes del metro de Santiago, el desenlace de la crisis sigue siendo incierto, pues en lo inmediato la calle continúa reclamando medidas perentorias y elementales como aumento de salarios y pensiones y mejoras en la salud y la educación públicas, pero las respuestas están en veremos.

A más largo plazo se vislumbra una nueva Constitución que pudiera aportar cambios profundos al país si el movimiento social, cohesionado, logra evitar que su contenido sea mediatizado por quienes desde el gobierno y la derecha anuncian su disposición a «cambiar», para que todo siga igual.

Tomado de Juventud Rebelde

 

 

 

Sebastián Piñera decide suspender cumbre APEC y COP 25 por condiciones de seguridad en Chile

Las masivas manifestaciones -que han dejado al menos 20 muertos- en contra del sistema político-económico chileno han generado un ambiente de incertidumbre

El presidente de Chile, Sebastián Piñera , ha decidido suspender las reuniones de la APEC y la COP 25, ante las protestas que se han registrado en ese país en los últimos días.

“Debido a que las cosas siguen agitadas por aquí, no se está haciendo ninguna vocería sobre la COP25, eso considerando que las prioridades del país están enfocadas en otros aspectos. Esperamos que pronto podamos retomar las comunicaciones”, responden a DW desde la organización de la vigesimoquinta Conferencia de las Naciones Unidas sobre el Cambio Climático (COP25), que se desarrollará en Santiago de Chile.

Las masivas manifestaciones -que han dejado al menos 20 muertos- en contra del sistema político-económico chileno han generado un ambiente de incertidumbre en torno a la realización del evento, tanto a nivel nacional como internacional. Por ejemplo, el diputado francés Alexis Corbière, del partido de la Francia Insumisa, le pidió al Gobierno de su país la suspensión de la COP25 debido a “la represión política que se ejerce contra el pueblo”, según explicó en su cuenta de Twitter.

Con información de DW

#Chile en Huelga General por descontento ante políticas del Gobierno

Más de 50 movimientos instaron a los chilenos a un paro general de dos jornadas.

La Central Unitaria de Trabajadores (CUT) de Chile y otros movimientos sindicales y sociales convocaron a una Huelga General este miércoles tras el aumento de los servicios públicos impuestas por el Gobierno .

Mediante un comunicado difundido en la red social Twitter, la CUT precisó que el conglomerado de organizaciones agrupados en la mesa Unidad Social, -constituido por más de 50 movimientos-, instaron a los chilenos a un paro nacional de dos jornadas.

Al respecto, destacaron que ‘Chile despertó’, y por ello se moviliza para manifestar su indignación y rechazo a las estructuras del modelo neoliberal vigente.

Asimismo, la Central enfatizó que el presidente Sebastián Piñera al declarar el país sudamericano en estado de emergencia profundizó una crisis social y de gobernabilidad sin precedentes en la historia de la nación.

En ese sentido, el secretario general de la CUT, Nolberto Díaz, a través de un video difundido en Twitter explicó que la huelga tendrá como actividad central en la capital una marcha que partirá desde Plaza Italia, y en las regiones cada representación de la Unidad Social local definirá sus sitios de inicio.

Igualmente, el líder sindical precisó que el jueves 24 las actividades se centrarán en manifestaciones y cacerolazos a nivel territorial, en tanto llamó ‘a movilizarnos por todos los rincones de nuestro país’.

Bajo el lema ‘Nos Cansamos, Nos Unimos’, los chilenos exigirán durante la huelga la inmediata derogación del estado de emergencia y el retorno de los militares a sus unidades y cuarteles.

Igualmente, exigen a los parlamentarios del Senado y Cámara de Diputados que efectúen una huelga legislativa y en consecuencia, mientras dure el estado de emergencia no se tramite ningún Proyecto de Ley, ni ratificación de Tratados Internacionales.

Las organizaciones de la CUT también solicitarán durante el paro de este miércoles y jueves la definición e implementación de un paquete de medidas económicas de urgencia en materia de derechos sociales para el pueblo trabajador, en torno a los temas contenidos en la declaración fundacional de Unidad Social.

En esa línea de mensaje, los huelguistas propondrán constituir una Asamblea Nacional Constituyente para que elabore de manera participativa un nuevo marco estructural de la sociedad chilena, y con ello ‘abrir paso a un modelo de desarrollo nacional, que ponga término al actual modelo neoliberal injusto y abusivo’, destaca el comunicado.

Los representantes de la mesa de Unidad Social exhortaron a la población a rechazar durante la Huelga General las declaraciones del Piñera donde aseguró que la nación ‘está en guerra’.

‘Quién arrastra al país a una grave confrontación no merece ser presidente de Chile, por lo que exigimos su renuncia’, manifestaron los sindicalistas de la CUT en la convocatoria al paro nacional lanzada la víspera.

Rafael Correa habla sobre Lenín Moreno

disturbios-ecuador[1]

 

El expresidente de Ecuador Rafael Correa ha comentado este martes, en entrevista con RT, su punto de vista sobre la situación de Ecuador, país que sufre una intensa oleada de protestas contra el Gobierno de Lenín Moreno, a raíz de la aprobación de una serie de medidas económicas que podrían derivar en un notorio recorte de los derechos de los trabajadores.

Además, el exmandatario ha podido responder a las acusaciones que Moreno ha vertido contra él y contra el presidente Nicolás Maduro, al asegurar que ambos están detrás de las manifestaciones y los disturbios, que no cesan desde la semana pasada.

Correa ha señalado, en primer lugar, que las declaraciones del presidente ecuatoriano son “una muestra de la enajenación que tiene Moreno en todo su Gobierno”, y le ha reprochado que le culpen a él, constantemente, “del mal manejo económico, del crecimiento de la inseguridad y del fracaso de todas sus políticas“. En cualquier caso, Correa señala que “ya nadie puede creer” las afirmaciones de Moreno, porque su actitud “ya es realmente locura“.

“Los que robaron la democracia son ellos”

“Dicen que somos golpistas y que queremos desestabilizar al Gobierno”, denunció Correa, que se muestra convencido de que “los golpistas han sido ellos, que han roto la Constitución cuantas veces les ha dado la gana”. El expresidente señaló que a sus adversarios políticos “no les interesa la democracia: les interesa seguir controlando el poder, controlando al pueblo ecuatoriano” para poder aplicar unas políticas “que perjudican a las grandes mayorías pero benefician a sus negocios”. “Los que robaron la democracia son ellos”, sentencia al respecto.

Correa ha señalado en todo caso una “salida constitucional” para esta situación, y en su opinión no es otra que “anticipar las elecciones y que el pueblo vote“. “Así se resuelven los conflictos en democracia: en la urnas”, insistió el exmandatario.

El expresidente también ha comentado la manera en que los medios de comunicación hegemónicos están relatando lo sucedido en Ecuador. A su juicio, el comportamiento de estos medios es “vergonzoso”. “Es obsceno cómo ocultan la represión –indica Correa–: el país sufre una tremenda conmoción y ellos siguen pasando telenovelas y dibujos animados”.

Las acusaciones de Moreno

En concreto, Moreno había declarado textualmente que “el sátrapa de Maduro ha activado junto con Correa su plan de desestabilización“, y describió a ambos políticos como “corruptos” y evasores de la Justicia. “Ellos son quienes están detrás de este intento de golpe de Estado“, aseguró el presidente, subrayando que las personas que incitan a la violencia son en realidad “individuos externos pagados y organizados”.

Moreno, además, ha anunciado el traslado de la sede gubernamental de la capital, Quito. “Me he trasladado a la ciudad de Guayaquil y he trasladado la sede de Gobierno a esta querida ciudad, de acuerdo a las atribuciones constitucionales que me competen”, aseguró el mandatario.

“Puro cuento”: el pacto con el FMI

Correa también ha acusado al Ejecutivo de Moreno de mentir acerca del tamaño de su deuda para justificar un pacto con el FMI –del que surgen las polémicas medidas que tratan de imponer a la población– que no era necesario.

“Es puro cuento”, asegura el exmandatario, denunciando que sus rivales políticos “desde el principio traicionaron el programa económico para tratar de “imponer el neoliberalismo” y contentar así a los grupos de poder que respaldan a Moreno.

“Estos grupos buscaban el neoliberalismo, el ‘sálvese quien pueda’, y minimizar el Estado”, asegura Correa, que lamenta que Ecuador no se veía sometido a medidas económicas tan duras “desde hacía 14 años”.

Fuertes protestas

Marchas, concentraciones, manifestaciones, enfrentamientos con la Policía y otros actos de protesta se han sucedido en Ecuador desde que Moreno decretara el ‘paquetazo’, un conjunto de medidas destinadas a cumplir con el acuerdo alcanzado entre Ecuador y el Fondo Monetario Internacional (FMI), que financió al país con más de 4.000 millones de dólares.

Entre las medidas que han levantado la indignación de la población se encuentra el aumento del precio de los combustibles (que supone una subida del 123 % en el caso del diésel) y un conjunto de reformas laborales y tributarias que la Asamblea Nacional (Parlamento) deberá aprobar.

Las protestas continúan a pesar de que el país está bajo el estado de excepción, promulgado por el presidente el primer día que comenzaron las movilizaciones populares. Así, este lunes miles de personas pertenecientes a los movimientos indígenas de la región Sierra del país entraron en la capital, Quito, desde el sur de la ciudad, y se dirigieron al centro de la urbe.

Lo cierto es que Quito se ha convertido durante estos días en un campo de batalla entre las fuerzas de seguridad y los manifestantes, que intentan llegar hasta el Centro Histórico, donde se encuentra el Palacio de Carondelet, sede de la Presidencia, cuyas inmediaciones se encuentran reforzadas con vallas, alambres y tanques blindados.

Además, para este miércoles, 9 de octubre, la Confederación de Nacionalidades Indígenas de Ecuador (CONAIRE) ha convocado una huelga general, con concentración en Quito.

Tomado de RT

 

Un lugar en la blogósfera

la noticia rebelde

Yo Handry

«Algún día el yunque, cansado de ser yunque, pasará a ser martillo»

El joven cubano

Un blog de la vanguardia juvenil cubana

Cuba por Siempre

"Cuba es pueblo que ama y cree, y goza en amar y creer." José Martí

Bienvenidos al mundo de la tecnología

Blog de Tecnología y la informática

Blog de Tecnología

Recursos para Secundaria

El blog de tecnología

Un sitio sobre la asignatura de Tecnología

A %d blogueros les gusta esto: